lunes, 9 de febrero de 2015

Personajes femeninos de manga shojo que son un ejemplo a seguir

Es conocido por todos los que somos aficionados a leer shojos que abundan los personajes femeninos del tipo chica tonta y sin amor propio que hace lo que sea para estar junto a su amor, por mucho que tengan que tragar. Incluso a pesar de ser un género propuesto para un público femenino, a menudo las chicas que aparecen en sus obras son más bien todo lo contrario a un ejemplo a seguir, especialmente para las más jóvenes (a menos que deseen convertirse en mujeres insípidas y autocompasivas, sin ningún tipo de metas más allá de hacer feliz al "hombre de sus sueños"). Por suerte, no todos los autores (y en este caso, más bien se trata de autoras) comparten una misma visión de cómo han de ser las mujeres en los mangas, por lo que hoy os proponemos una lista de los personajes femeninos de manga shojo que sí son un ejemplo a seguir, cada una por sus propios méritos.



1. Yukino Miyazawa, de Kare Kano.

La lista no podía empezar con otro personaje más que con Yukino. Una chica inteligente que triunfa tanto en los estudios como en los deportes y acostumbra a quedar en los primeros puestos de la lista de mejores estudiantes del instituto. Y lo mejor de todo esto, es que no se trata del típico personaje que simplemente saca buenas notas mágicamente, si no que todo lo que ha conseguido es porque ella se lo ha currado. Es ambiciosa y se esfuerza por conseguir todo lo que se propone, y lo hace por ella misma (aunque al principio de la obra lo haga por motivos equivocados). Además, cuando empieza a mostrarse tal cual es delante de los demás, no le avergüenza no ser la típica "chica tipo" japonesa, y enseguida muestra su lado más alocado, lo divertida y chabacana que puede ser, e incluso su mala leche y afán competitivo. Y ella se acepta tal cual es.


2. Ran Kotobuki, de Gals!.

Ran es un personaje muy especial porque rompe con todos los tópicos. No se parece a ninguna otra. Es una cabecita loca que no tiene demasiado interés en los estudios y a la que le pirran la ropa, los complementos y pasárselo bien. Y puede que hasta aquí no te parezca un modelo a seguir, pero lo es. Primero porque no se puede esperar que todas seamos iguales. Y segundo, porque a pesar de que los prejuicios puedan hacerla parecer una frívola, Ran es un personaje con un corazón enorme con unas convicciones morales muy sólidas que defiende a capa y espada, y que siempre lo arriesga todo por ayudar a quien lo necesita. Además, no le tiene miedo a nada. Ran demuestra que que te guste la moda, la cosmética y salir por ahí a divertirte no te convierte en una cabeza hueca.



3. Hatori, de Life.

En un manga tan desgarrador como Life (sí, raro sería si yo no lo incluyese), Hatori es la luz que lo ilumina todo. Es la única amiga de Ayumu, la protagonista, y a pesar de ser un personaje secundario, su papel es fundamental en la obra. Es una chica independiente que sabe nadar a contracorriente, que no le importa en lo más mínimo lo que los demás piensen de ella, que sacrifica su propia comodidad para defender lo que está bien, a la que no le importa plantarse ante aquello que está mal aunque sea la única que lo haga, y que tiene lo que hay que tener para plantarle cara a quien sea. Además, este personaje se enfrenta a todos los problemas que le pone la vida con una total serenidad y madurez. En resumen, una chica que no tiene miedo a destacar por ser distinta y que sabe pensar por su misma.



4. Makino Tsukushi, de No me lo digas con flores.

Makino es una chica pobre a la que han becado para ir a un colegio de élite en que un cuarteto de chicos se dedican a aterrorizar al resto de alumnos, procurando que nunca nadie vaya en su contra. Y cuando Makino se convierte en el blanco de su ira y empieza a ser acosada por ellos, ¿qué creéis que hace? Pues planta cara. Ella no está dispuesta a aceptar que la mangoneen así como así, y no va a esperar a que llegue ningún príncipe azul a defenderla. Se basta y se sobra para defenderse solita. Es un personaje inteligente y valiente que lucha por conseguir por ella misma un lugar en un mundo en el que no se la acepta. Si hay que pelear, ella peleará sin dudarlo.



5. Risa Kotobuki, de Lovely Complex.

Risa es un personaje que he elegido porque es una adolescente normal con preocupaciones normales, pero que siempre que tiene algún problema sabe terminar por ponerle al mal tiempo buena cara. Es súper positiva y alegre, y muestra una gran entereza ante las adversidades. Además, es la primera en dejar los prejuicios de lado por defender sus sentimientos. Sabe que la sinceridad y el amor son mucho más importante que el qué dirán. 





Me he dejado algunas que creo que también podrían formar parte de esta lista perfectamente, así que no descarto hacer otra en el futuro. Y a vosotros, ¿qué personajes femeninos os parece que son un buen ejemplo a seguir y por qué motivos?

1 comentario:

  1. ¡Bien! Así me gusta, que siempre estamos repitiendo las mismas cosas negativas de las protagonistas shojo, pero oye también tienen sus cosas positivas! ^^
    De las que comentas me quedo con Risa y Yukino… ¡Vaya par! Son geniales!! Se nota mucho cuando un shojo tiene una protagonista con fuerza, parece que se la insufla a toda la historia :) A mi de personajes "fuertes" también me encanta la prota de Chihayafuru, aunque está medio loca, hace lo que sea por lograr sus objetivos ^^

    ResponderEliminar